25 abril, 2014

Las gemelas

GemelasHace ya algún tiempo, en una zona rural alejada vivía una madre con sus dos hijas gemelas, ellas a pesar de ser de escasos recursos vivía muy feliz porque podían jugar y correr por donde quisieran. Un día a la madre de las dos niñas se le presentó una gran oportunidad de trabajo en la ciudad y ella decidió mudarse con sus hijas para darles una mejor vida como siempre lo había soñado.

Al llegar a la ciudad todo era muy distinto para las gemelas, la diversión era más limita pues ambas tenían espacios muy pequeños para correr y jugar como lo hacían en el campo; sin embargo el nuevo cambio les agradaba mucho porque su casa era muy bonita y tenían nuevos juguetes que las entretenían demasiado.

Un día la madre tuvo que ir corriendo a su trabajo porque la llamaron de emergencia, ese día no pudo llevar a las niñas a las escuela y les pidió que por favor cruzaran la calle con cuidado. Las dos niñas se despidieron de su madre y cuando ella dio la vuelta solo pudo escuchar un fuerte estruendo y todas las personas gritando; al devolverse para ver lo ocurrido solo vio a sus pequeñas hijas atropelladas y muertas.

Después de la tragedia la madre duró mucho tiempo deprimida, sentía que en su vida todo había perdido sentido y cada vez era peor. Un día la joven madre conoció a un chico que la enamoró perdidamente y con él poco a poco se recuperó; poco tiempo después volvió a quedar embarazada y casualmente volvió a dar a luz a dos gemelas parecidas a las que había perdido en aquella tragedia.

Pasaron 5 años y la madre vio crecer a sus hijas tan bellas como las anteriores, cada vez se parecían más y a pesar que sentía aún dolor, las heridas parecían disminuir. Un día ambas niñas debían cruzar la calle para ir al parque a jugar, la madre se asustó mucho y desesperada les gritó que no fueran a cruzar, sin embargo y en la forma más extraña, las niñas le contestaron a su madre… “tranquila madre, no pensábamos cruzar, ya nos atropellaron una vez y no volverá a pasar”.